Recicla, para respirar un aire más limpio
Tras cinco jornadas de paros parciales, la plantilla para este viernes para reclamar mejoras laborales

Solo la huelga por un convenio digno empaña el primer año del Metro

E+I+D+i - Redacción El Independiente de Granada - Viernes, 21 de Septiembre de 2018
El Metropolitano ha incrementado el uso del transporte público en el Cinturón y ha sacado 11.000 vehículos al día de la Circunvalación. Se ha consolidado en estos doce meses y el nuevo reto es la ampliación y mejorar las condiciones laborales de la plantilla.
El Metro afronta el primer aniversario con los deberes pendientes en cuanto a las condiciones laborales y el reto de la ampliación.
P.V.M.
El Metro afronta el primer aniversario con los deberes pendientes en cuanto a las condiciones laborales y el reto de la ampliación.

Tardó doce años en ser una realidad pero la ciudadanía granadina hizo suya desde el primer día la infraestructura, rompiendo el discurso más agorero que auguraba un fracaso. Este viernes 21 de septiembre se cumple el primer año de funcionamiento del Metropolitano de Granada, un transporte que ha supuesto el mayor avance en la movilidad metropolitana del último cuarto de siglo y que llega a este primer aniversario con un balance positivo, empañado sin embargo por la necesidad de mejorar las condiciones laborales de la plantilla. Esta, tras cinco jornadas de paros parciales, secunda este viernes una huelga para reclamar un convenio digno.

En ese balance positivo destaca el aumento en un 10 por ciento en el uso del transporte público y, sobre todo, que haya sacado 11.000 vehículos al día de la Circunvalación. En ese sentido no hay dudas sobre el éxito del Metro de Granada, que hasta julio de este año había acumulado 8,2 millones de usuarios. Esa cifra supone que más de 28.000 personas utilizan cada día este servicio.


El trazado del Metro se extiende a lo largo de 16 kilómetros de longitud, que discurren principalmente en superficie, mediante plataforma reservada, y que equivale al 83 por ciento del recorrido entre Albolote, Maracena, Granada y Armilla. El 17 por ciento restante -unos 3 kilómetros- se desarrolla de forma subterránea, concretamente, bajo el eje entre Avenida de América y Camino de Ronda, en la capital, con tres estaciones subterráneas del total de 26 paradas y estaciones localizadas en la línea. Entre las estaciones destaca la de Alcázar del Genil, obra del malogrado arquitecto Jiménez Torrecillas, y que sigue acumulando premios por la manera en la que integró los restos del albercón árabe encontrado durante su construcción. Foto: J.M.G./Junta

Las sombras vienen por las quejas de aquellos municipios que no forman parte del trazado y a los que los cambios en los autobuses metropolitanos dejaron con menos líneas y más esperas, con menos frecuencia de paso. Esto se tradujo en movilizaciones y quejas que obligaron a reaccionar al Consorcio Metropolitano de Transportes.

Y, sin duda, por la situación de la plantilla, que negocia con Avanza, la empresa adjudicataria, un convenio colectivo. Sin acuerdo, se han celebrado cinco jornadas de paros parciales que culminan con la huelga de este viernes. 

En un comunicado enviado a los medios este jueves, la compañía operadora ha considerado que la huelga convocada por el comité de empresa es "totalmente injustificada e innecesaria", pese a lo cual ha afirmado que "no ha dejado de negociar" y ha trasladado "su voluntad permanente de diálogo".

Avanza ha afirmado que ha realizado una serie de propuestas tanto en mejora salarial como en jornada, que suponen una mejora del cuatro por ciento respecto a las condiciones actuales, y ha defendido que esta propuesta es "muy superior a la media de actualización de los convenios que se han ido realizando en el sector y que se sitúa en torno al 1,5 por ciento".

Fuentes del comité de empresa han indicado, por su parte, a Europa Press que la oferta de mejora salarial es "la correspondiente al IPC de 2018" que la empresa se "negó a pagar" este año, a la par que se eliminó "el cobro de festivos" que antes sí existía. En las reuniones que se mantuvieron para la negociación del convenio colectivo, la actitud de la empresa fue "negativa" en relación con las propuestas de los trabajadores, han agregado.

La plantilla secunda este viernes una jornada de huelga. p.v.m.

El debate de la ampliación

Casi desde las primeras semanas de funcionamiento, municipios metropolitanos que no forman parte del trazado, como Las Gabias o Santa Fe, comenzaron a aprobar en pleno solicitudes para que la Junta los incluya en la ampliación de la línea o en una segunda. La propia Diputación ha instado al Gobierno andaluz a que ponga en marcha la ampliación

La presidenta de la Junta, Susana Díaz, dijo en una visita el pasado julio, en la que visitó por primera vez el Metropolitano, que la Administración autonómica sería "sensible" a esa petición de ampliación.

El alcalde de la capital, Francisco Cuenca, dio un paso más y puso sobre la mesa, en el debate sobre el estado de la ciudad, una segunda línea de Metro por el eje central de la ciudad, entre La Caleta y la Fuente de las Batallas. El consejero de Fomento y Vivienda, Felipe López, ha sido el encargado de enfriar las aspiraciones y recordar, como ya dijo hace meses, que cualquier debate en torno a la ampliación deberá esperar a 2020, fecha en la que se revisará el Plan de Infraestructuras. 



En la imagen, el alcalde conversa con el consejero durante una visita a la Estación de Alcázar del Genil. Foto: J.M.G./Junta

En este año ha habido además margen de mejora. La principal, los transbordos entre bus y Metro en todo el trazado, convirtiéndolo en el único de Andalucía que los ofrece. Fue una reclamación que partió de la capital, donde los transbordos en el bus urbano son gratuitos. A esa reivindicación se sumaron Albolote, Maracena y Armilla, los otros municipios del trazado. Tras una larga espera comenzaron a funcionar a mediados de julio, coincidiendo con la reordenación de las líneas de autobús en la capital. 

Precisamente en Granada queda pendiente la remodelación del eje entre Palencia y Camino de Ronda, obras asociadas a la construcción del Metro y que contarán con la financiación de la Consejería. Además debe decidirse sobre el uso del subsuelo que queda liberado bajo el Camino de Ronda. Para ello hay distintas alternativas que no pasan únicamente por la construcción de un aparcamiento y que incluyen usos culturales.