El Marrón Más Caro del Mundo
La Alhambra pasó en un año de tener 55,2 millones de remanente de tesorería a 6,4

La Junta deriva 5 millones de euros del personal del SAS para salvar a la Alhambra de la quiebra

Política - M.A. - Miércoles, 18 de Agosto de 2021
La falta de ingresos por venta de entradas, a consecuencia de la pandemia, y la decisión del Gobierno andaluz de utilizar 23 millones de los ahorros del monumento para el fondo Covid comprometieron las cuentas y pusieron en riesgo el pago de nóminas y la conservación.
Imagen de la reunión del Consejo de Gobierno en junio de 2020 en la Alhambra.
Junta de Andalucía
Imagen de la reunión del Consejo de Gobierno en junio de 2020 en la Alhambra.

 

La Junta de Andalucía recurrió a una partida destinada al personal del SAS para socorrer a la Alhambra, cuya situación económica ha rayado la quiebra por la disminución de visitantes a consecuencia de la pandemia y la decisión del Gobierno andaluz, en este contexto, de echar mano de 23 millones de euros de su remanente de tesorería para crear el llamado fondo Covid con el fin de hacer frente a contingencias. 

Según la documentación incluida en el expediente de la transferencia de crédito aprobada por el Gobierno andaluz, consultado por El Independiente de Granada, el Patronato de la Alhambra reclamó 5 millones de euros para afrontar sus obligaciones de pago y no comprometer nóminas o la necesaria conservación del monumento. De no recibir esa inyección económica, había alertado el Patronato que dirige Rocío Díaz, se pondrían en riesgo esos pagos. La Alhambra no tenía dinero.  

Se da la circunstancia de que los profesionales sanitarios en nónima del SAS no han percibido íntegramente el complemento de productividad.

Esos 5 millones, como se refleja en el expediente, salió de la partida para el complemento específico del personal de sanidad. La memoria justificativa de esta transferencia de crédito hace constar que "los créditos que causan baja no serán necesarios en el ejercicio actual con la finalidad para la que fueron autorizados inicialmente" y que "no altera los objetivos e indicadores de los programas afectados".

El Patronato de la Alhambra alertó de que, de no recibir auxilio económico, se pondrían en riesgo el pago de nóminas y la conservación del monumento

Ese documento recoge las explicaciones del Patronato, recordando que el total de su presupuesto de gasto de la Alhambra "es financiado por los ingresos propios que el monumento genera, no percibiendo, por tanto, subvenciones o transferencias con cargo al Presupuesto de Gastos de la Junta de Andalucía".

"Hasta la crisis sanitaria del COVID-19 y la declaración del primer estado de alarma, los ingresos procedentes por venta de entradas estaban en constante crecimiento, obteniéndose unos buenos resultados de ejecución presupuestaria y superándose las previsiones establecidas. De hecho, se han obtenido unos superávits presupuestarios que han ido incrementando año tras año el remanente de Tesorería, todo ello gracias al buen ritmo de venta de entradas", expone.

Pero esa situación cambió con la pandemia. No sólo por la caída de los visitantes, que dejaron de llegar, lo que supuso "un grave disminución de los ingresos", mientras el gasto en conservación seguía siendo "constante", sino por la operación que sacó, en diciembre de 2020, 23 millones de euros del remanente de tesorería del conjunto monumental para, como se ha indicado, crear el fondo Covid con el que atender las urgencias derivadas de la crisis del coronavirus. Es la propia dirección la que lo recuerda. 

El saldo de tesorería de la Alhambra, que en marzo de 2020 era de 55,2 millones de euros, cayó un año después a 6,4

De esta manera, el saldo de tesorería, que a fecha de 12 de marzo de 2020, era de 55.230.700,37 euros, cayó, un año después, a 6.483.497,10 euros. Y otro dato extraído también de la memoria, en abril de este año, en el ámbito presupuestario sólo había reconocidos y contabilizados en concepto de venta de entradas 557.754,20 euros durante el ejercicio en curso.

Con esta situación económica, sin ingresos y sin ahorros a los que recurrir, la situación del monumento ha quedado comprometida. El propio Patronato lo reconoce en su petición. 

Tras enumerar los saldos de tesorería de 2020, para tomarlos como referencia respecto a las necesidades a tener en cuenta para este año, el texto señala que "si los pagos materializados en 2020 ascendieron, aproximadamente, a 27 millones de euros, esto significa que el pago mensual de media se sitúa en torno a 2,25 millones de euros, por lo que si el ritmo de ingresos continúa como en la situación actual, para próximos meses el saldo de tesorería se verá muy comprometido a efectos de afrontar las necesarias obligaciones de pago del Patronato". 

La Dirección General de Presupuestos, dependiente de la Consejería que dirige Juan Bravo, avaló la viabilidad de la transferencia de crédito e indicó los detalles de la operación, incluyendo de qué partida podría retirarse ese dinero. Al respecto, la memoria justificativa apunta que "los créditos que producen baja no serán necesarios para la finalidad que fueron previstos, y la modificación que se plantea no tendrá incidencia en los objetivos propuestos y los indicadores del programa presupuestario afectado, sino que garantiza la consecución de aquellos". 

Con el visto bueno de la Intervención de la Junta, la operación se remitió al Consejo de Gobierno para su aprobación.

Críticas a la falta de previsión del Gobierno andaluz

A la situación económica de la Alhambra se refirió recientemente la parlamentaria socialista Teresa Jiménez, quien reprochó al Gobierno andaluz de Juan Manuel Moreno su "falta de previsión" y la "pésima" gestión del monumento. 

Para Jiménez, esos 5 millones son "insuficientes" para resolver la situación y solo representan una quinta parte del dinero retirado de los ahorros para el fondo. 

"Quienes tanto han cacareado que el dinero de la Alhambra debía quedarse en Granada, han sido precisamente quienes se lo han llevado a Sevilla", ha expuesto para anunciar que el Grupo Parlamentario Socialista va a presentar una iniciativa en el Parlamento andaluz para que "ese dinero regrese y quede como siempre ha estado a disposición del monumento para inversiones, imprevistos y atender necesidades".

A esas críticas respondió el Patronato justificando de un lado la creación del fondo Covid y resaltando que el remanente "nunca se ha ido a Sevilla".

Así, fuentes de la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico y del Patronato señalaron a Europa Press que, "según acuerdo del Consejo de Gobierno, se creó un Fondo Covid con cargo a remanentes de tesorería de entes de la Junta de Andalucía" en el que el organismo que gestiona el monumento nazarí "aportó el suyo".
 
De ese remanente de tesorería, se destinaron más de 20 millones de euros al Plan Alhambra y el resto, "se ha quedado" en el monumento, "revirtiendo siempre" en el mismo y en la ciudad, agregaron.