Plan Recclaje Diputación de Granada.
Advierten de los daños para la salud y el medio ambiente

Por una ciudad con árboles y plantas vivas, sin césped de plástico

Ciudadanía - M.A. - Sábado, 11 de Mayo de 2024
Representantes de diez colectivos se concentran en la Plaza del Carmen para rechazar el uso de césped de plástico como recubrimiento urbano en zonas como la ampliación del Metro y denunciar las talas indiscriminadas de arbolado.
La concentración ha dado visibilidad a las reivindicaciones de una decena de colectivos por el medio ambiente.
IndeGranada
La concentración ha dado visibilidad a las reivindicaciones de una decena de colectivos por el medio ambiente.

Este sábado, cuando una parte de la ciudad despedía a la Hermandad del Rocío y jaleaba a los romeros por las calles y otra estaba pendiente del fútbol, una reivindicación que nos concierne a todos y todas se ha abierto un hueco en la Plaza del Carmen de Granada, donde representantes de una decena de colectivos han alertado de los daños para la salud y el medio ambiente que supone el uso de césped de plástico y han reivindicado que se apueste por árboles y plantas vivas, parando de una vez la tala indiscriminada de arbolado. 

Lola Ortega Reyes, de Árboles contra el Cambio Climático, el colectivo que ha organizado la concentración, ha advertido que la situación de Granada es "anómala e inédita", porque es una de las ciudades con "mayor superficie" cubierta por césped de plástico, cuando otros territorios ya lo están prohibiendo por el daño para la salud y el medio ambiente. 

"Es absurdo que en una ciudad donde más ha subido la temperatura media" se opte por estas prácticas

"Es absurdo que en una ciudad donde más ha subido la temperatura media" se opte por estas prácticas, ha afirmado a El Independiente de Ganada, señalando que este césped de plástico puede superar los 70 grados. "Es tirar piedras en nuestro tejado, como echar gasolina al fuego", ha resumido. 

La intención con la concentración de este sábado, agrupados bajo uno de los magnolios de la Plaza del Carmen, buscando la sombra y siguiendo las indicaciones policiales, por el discurrir de la Hermandad del Rocío, el objetivo era "dar visibilidad" a esta reivindicación y llamar la atención sobre "lo peligroso" que es utilizar este recubrimiento urbano. Optar por las plantas vivas es, además, "más barato", como en el servicio de Obras Públicas del propio Ayuntamiento de Granada les han reconocido en un encuentro. 

Los colectivos reunidos en esta acción reclaman que no se use césped artificial en el trazado de la ampliación del Metro, ni en ninguna otra zona verde de la ciudad y que, cuando finalice su vida útil, en tres o cuatro años, se sustituya donde sea posible por plantas vivas o, como alternativa, adoquines. 

La acción ha coincidido con la llegada de la Hermandad del Rocío, que estaba acompañada por la alcaldesa. indegranada

Organizada por Árboles contra el Cambio Climático con la colabración de otros colectivos como Mesa por el Clima, Ecologistas en Acción, Somos Río Dílar, FAMPA Alhambra, Asociación La Huella Verde, Madres por el Clima o la Asociación Colina. 

Además piden que se prohíba la eliminación de plantas vivas en la Vega y que paren de una vez las talas, como la ocurrida recientemente en la Residencia Municipal Fernando de los Ríos o, antes, en el entorno del Regina Mundi. 

Lola Ortega ha recordado el efecto "isla de calor" para advertir de cómo la falta de plantas dispara este efecto. Como recogían algunas de las pancartas, las mediciones en las zonas con césped artificial pasan de los 55 grados a más de 70 a medida que transcurren las horas centrales del día. 

"No puede haber alcorques vacíos", afirman también. 

Parte de la concentración se ha desarrollado al tiempo que la Hermandad del Rocío, con caballos y carretas, hacía su salida de la ciudad. Los romeros iban acompañados por la alcaldesa, Marifrán Carazo. Los participantes en la protesta, respetuosos, se han limitado a acercar un poco más los carteles a la zona donde se ha detenido el Simpecado para ser despedido oficialmente por la alcaldesa. 

Por cierto que todo ese jolgorio rociero se desarrollaba en Reyes Católicos, junto a la Plaza del Carmen, justo en el punto en el que una sentencia promovida por una vecina obliga a reducir decibelios a cualquier manifestación, actividad o protesta que celebre en ese punto.

Participantes con mascarillas 'enchufadas' a botellas de plantas para advertir de lo que nos jugamos. indegranada

Los colectivos convocantes esgrimen diez razones para rechazar el uso de césped artificial:

  • Su duración limitada, lo que obliga a sustituirlo cada diez o doce años.
  • Cuando se degrada forma micro y nanoplásticos que contaminan todos los ecosistemas.
  • Esos microplásticos y nanoplásticos penetran en el cuerpo a través del agua, la comida y el aire y provocan graves problemas de salud.
  • Es un derivado del petróleo y emite durante todo su ciclo gases efecto invernadero.
  • Contribuye al efecto isla de calor en las ciudades, llega a alcanzar temperaturas de hasta 70 grados.
  • Para colocarlo es necesario hormigonar previamente.
  • Actúa como un velcro en el que todo queda pegado -orina, chicles...-
  • Aunque sea verde no hace ninguna de las funciones de una planta: no produce oxígeno ni absorbe CO2 ni baja la temperatura.
  • Disminuye la biodiversidad 
  • Es una aberración estética, una aberración, un trampantojo.

Algunos de los carteles portados durante la concentración. indegranada

Y lo que es más importante, dan otras diez para tener árboles y plantas vivas:

  • Producen oxígeno.
  • Absorben CO2 y otros gases contaminantes.
  • Liberan vapor de agua y refrescan la temperatura del ambiente.
  • Retiran del medio partículas contaminantes.
  • Aumental la biodiversidad.
  • Absorben el ruido.
  • Favorecen la inflitración del agua de lluvia.
  • Frenan el cambio climático.
  • Generan puestos de trabajo.
  • Mejoran nuestra salud física y mental. 

Manifiesto contra el césped plástico en nuestras calles