Seamos ejemplares

El Ayuntamiento pide a la ciudadanía que ponga las calderas una hora menos para reducir la contaminación

Ciudadanía - IndeGranada - Lunes, 27 de Enero de 2020
Ha enviado una carta a las comunidades de vecinos y también a las grandes superficies comerciales en la que "pide y recomienda" que reduzcan la calefacción "de forma voluntaria".
Antonio Lasso y Pepa Rubia.
Ayto. Granada
Antonio Lasso y Pepa Rubia.

El Ayuntamiento de Granada, en colaboración con el Colegio de Administradores de Fincas, ha enviado a las comunidades de vecinos una carta en las que les “pide y recomienda” que reduzcan en una hora el funcionamiento de sus calderas, "de forma voluntaria". El objetivo, según ha explicada la concejal de Medio Ambiente, Pepa Rubia, es disminuir las emisiones de CO2 a la atmósfera y mejorar la calidad del aire en la ciudad, el más contaminado de Andalucía y uno de los peores de España.

“Tenemos censadas ahora mismo alrededor de 1.600 calderas, por lo que una reducción de 1 hora diaria en el periodo de uso, podría implicar una reducción de 1.600 horas diarias, alrededor de un 17% del total de las emisiones” de estos aparatos, según sus cuentas. “Lo que supondría una contaminación menor y la consiguiente mejora en la calidad ambiental para Granada”, estima la edil.

Acompañada por el presidente del Colegio de Administradores de Fincas, Antonio Lasso, la responsable de Medio Ambiente ha alertado sobre los perjuicios que supone para las personas la exposición a contaminantes ambientales como las partículas y el ozono, cuya respiración se asocia “con el aumento de problemas respiratorios, la disminución de la función pulmonar, asma, bronquitis crónica, arritmia, infarto y muerte prematura en personas con enfermedades cardíacas o pulmonares”.  Aunque no ha mencionado el dióxido de nitrógeno (NO2), un contaminante causado por el tráfico y también por las calefacciones en el que Granada es la única ciudad andaluza que supera el límite legal permitido y la tercera de España con más incidencia.

Pepa Rubia ha incidido en la necesidad de adoptar un Plan para la Mejora de la Calidad del Aire, con el fin de proteger la salud de la ciudadanía, en especial de los grupos más vulnerables como pueden ser niños, ancianos, personas que padecen enfermedades crónicas respiratorias o cardiovasculares y mujeres embarazadas”.

En este sentido, la edil ha apuntado otras medidas impulsadas por el Ayuntamiento tales como el baldeo intensivo llevado a cabo durante el último cuatrimestres con el fin de reducir las partículas de polvo subsahariano o el haber logrado la reducción de la velocidad a 90 kilómetros por hora “tanto en la Circunvalación como en la Ronda Sur, donde hay que recordar que hasta ahora no se le había solicitado a la Junta de Andalucía que llevara a cabo esta reducción, y quiero dar las gracias porque lo hemos conseguido en un tiempo record”, ha explicado, aunque la medida ya fue propuesta por el PSOE cuando gobernaba la ciudad.

Tanto la concejal de Medio Ambiente como el presidente del Colegio de Administradores de Fincas, Antonio Lasso, han coincidido en la idoneidad de la iniciativa presentada para reducir la contaminación y el deterioro de la calidad del aire causado por las calderas de calefacción. 

Así, Lasso ha explicado que la misiva elaborada por el área de Medio Ambiente ha sido enviada a los 250 colegiados que ejercen en Granada, para que, a su vez, éstos la hagan llegar a las comunidades de propietarios. “Ahora mismo administramos el 90 por ciento de las comunidades y somos los encargados de gestionar sus presupuestos y de mantener sus instalaciones comunitarias”, ha dicho. “Además del contacto diario que tenemos con los propietarias, vamos a aprovechar un momento importante como es la Junta de propietarios, para a mentalizar y concienciar al ciudadano y para explicarle la situación que hay”. 

También a las grandes superficies

Tras agradecer la implicación del Colegio de Administradores de Fincas, Pepa Rubia ha anunciado que el Ayuntamiento ha enviado además cartas a las grandes superficies comerciales “para que reduzcan también, al menos en una hora el uso de sus calderas de calefacción. Se trata de que el ciudadano sea consciente de que, aunque desde las Administraciones públicas pongamos todas las bases para mejorar la calida del aire, todos debemos colaborar”.

Más información: