Disfruta del Mundial en Sierra Nevada
artículo de opinión de ángel de la cruz, responsable de Estrategia Política de IU Federal

¿Por qué votar a UP (si no eres el dueño de un banco o de una empresa multinacional)?

Política - Ángel de la Cruz - Viernes, 8 de Noviembre de 2019
Ángel de la Cruz, responsable de Estrategia Política de IU Federal y coordinador local de IU Benalúa de las Villas, firma este artículo de opinión en el que justifica una llamada a votar a Unidas Podemos.
IndeGranada

En momentos de cansancio es cuando más necesitamos poner en valor lo conseguido. Para nosotros en insuficiente, nos hubiera gustado ir más allá, pero hemos conquistado algunos avances importantes. La subida del SMI a 900 € es un buen ejemplo. Desde UP apostábamos por subirlo a 1.000 €, pero nos faltó más fuerza para obligar al PSOE a aceptar una subida mayor. Los votos a UP se tradujeron en algo real, concreto, tangible: los trabajadores más precarios pueden tocar con las manos esa subida que, aun siendo modesta, supone un poco de aire para las familias trabajadoras más humildes.

Este domingo con nuestro voto podemos decidir cómo afrontamos la recesión económica que se avecina: o seguimos apostando por más recortes de derechos por abajo o apostamos –por fin– por recortar privilegios por arriba

El cansancio no puede hacernos olvidar algo importantísimo: con nuestro voto podemos cambiar las políticas que tanto daño vienen haciendo a las clases populares desde que Zapatero decidiera en 2010 situarse del lado de las élites económicas y enfrente de sus propios votantes. Este domingo con nuestro voto podemos decidir cómo afrontamos la recesión económica que se avecina: o seguimos apostando por más recortes de derechos por abajo o apostamos –por fin– por recortar privilegios por arriba. En política, y mucho menos en materia económica, no se puede ser «neutral». O gobiernas para las élites económicas o gobiernas para la mayoría social que vive de su trabajo. En UP lo tenemos clarísimo y esa es la principal razón por la que Pedro Sánchez prefirió llevarnos a otras elecciones antes que cumplir su promesa electoral de un gobierno de izquierdas: somos la única garantía de que no se volverán a tocar más los derechos de las familias trabajadoras.

Las viejas recetas del bipartidismo ya las conocemos precisamente porque las venimos sufriendo «en nuestras carnes» durante muchos años. Ahora intentan poner en marcha un plan que no tiene nada de novedoso: una Gran Coalición entre el PSOE y la derecha para garantizar su «estabilidad», es decir, para que puedan hacer lo que les dé la gana sin que nadie pueda rechistarles. Esta Gran Coalición puede adoptar distintas fórmulas, una de ellas es la abstención. Pedro Sánchez se tiró todo el debate del lunes pidiendo la abstención al PP y a Ciudadanos. ¿De verdad alguien puede ser tan ingenuo a estas alturas como para pensar que esa abstención sería gratis? Como todo el mundo sabe, esa abstención sería a cambio de aplicar los nuevos recortes que piden las élites económicas para proteger sus intereses.

En este escenario solo nos queda la alternativa que plantea UP. Un gobierno que blinde los servicios públicos, los derechos sociales y lo común para proteger a las familias trabajadoras del desamparo y la incertidumbre que han generado las élites económicas y sus representantes políticos. Un gobierno que encare la crisis climática, la despoblación y los retos del campo con más presupuestos y menos palabras

En este escenario solo nos queda la alternativa que plantea UP. Un gobierno que blinde los servicios públicos, los derechos sociales y lo común para proteger a las familias trabajadoras del desamparo y la incertidumbre que han generado las élites económicas y sus representantes políticos. Un gobierno que encare la crisis climática, la despoblación y los retos del campo con más presupuestos y menos palabras. Nadie dijo que fuera fácil, pero las cosas importantes solo se consiguen insistiendo, con tesón, con perseverancia y con convicción. Es cierto que en política, además de voluntad y valentía, hace falta fuerza. Y esa fuerza es la que tenemos los votantes este domingo en nuestra mano, en la papeleta de UP.

El domingo estará la cosa reñida. Nos disputamos con el PP y con Vox muchos diputados en varias provincias por tan solo un puñado de votos. Tenemos una ventaja: el domingo todos los votos valen lo mismo. La opinión de Ana Patricia Botín, Presidenta del Banco Santander, valió más que la de millones de votantes progresistas. Le advirtió a Pedro Sánchez que cualquier cosa, lo que sea, menos un gobierno con UP. Sánchez le hizo caso y nos llevó a otras elecciones, pero el domingo el voto de cualquier persona humilde y trabajadora vale lo mismo que el de Ana Patricia Botín aunque ella cobre 30.000 € al día.

Es probable que Ana Patricia Botín todavía esté dudando entre varios partidos a quién votar. Solo descarta uno: UP. Hace bien, pues UP es la única garantía de un gobierno que blinde los derechos de las familias trabajadoras y recorte privilegios por arriba. Por eso mismo te invito a que el domingo votes a UP. Salvo que seas el dueño de un banco o de una empresa multinacional, claro. 

Ángel de la Cruz, responsable de Estrategia Política de IU Federal y coordinador local de IU Benalúa de las Villas.