Disfruta del Mundial en Sierra Nevada

Un médico del Virgen de las Nieves, premiado a nivel internacional por un trabajo sobre el trasplante de médula ósea en personas con VIH

E+I+D+i - IndeGranada - Miércoles, 21 de Marzo de 2018
Jon Badiola.
junta de andalucía
Jon Badiola.

El especialista en Medicina Interna y actual residente de Hematología del Hospital Universitario Virgen de las Nieves de Granada Jon Badiola ha sido premiado con uno de los Best Young Abstract Awards que se han entregado en el congreso anual de la European Society for Blood and Marrow Transplantation (EBMT), celebrado en esta semana en Lisboa, que reconoce los mejores trabajos de investigadores menores de 35 años.

Se trata de un estudio que analiza los factores relacionados con el trasplante de médula ósea que pueden influir en una potencial cura de la infección por el VIH. El trabajo se integra dentro del consorcio IciStem, codirigido por el Instituto de Investigación del Sida IrsiCaixa (Barcelona), impulsado conjuntamente por la Obra Social “la Caixa” y por el Departamento de Salut de la Generalitat de Catalunya, y por la University Medical Center Utrecht (Países Bajos).

El trabajo se basa en el estudio de 2 pacientes del hospital granadino que forman parte del proyecto IciStem, un consorcio internacional para investigar una cura del VIH mediante el trasplante de médula ósea. Este consorcio se crea a partir del caso de El Paciente de Berlín, Timothy Brown, una persona infectada por el VIH que en 2008 recibió un trasplante de médula ósea que tenían una mutación, llamada CCR5 Delta32, que impedía que el virus infectara las células. Tras el trasplante, el virus empezó a desaparecer en el organismo de Brown. Hoy en día está curado de la leucemia que padecía y se considera la única persona del mundo que se ha curado de la infección por el VIH.

Este consorcio internacional recluta pacientes con un cáncer hematológico que han sido sometidos a un trasplante de médula y están infectados por el VIH, para intentar averiguar qué otros factores, además de la mutación, influyeron en la curación de Brown. Hasta el momento, en el marco del consorcio se han realizado 25 trasplantes. Badiola, que pertenece al equipo liderado por el director de la unidad de Hematología del hospital granadino, Manuel Jurado, ha presentado en este congreso un trabajo centrado en dos pacientes de Granada que fueron trasplantados en 2009 y 2013, respectivamente, de donantes que no presentaban la mutación CCR5 Delta32.

Durante este tiempo, los científicos han analizado la medida de su reservorio viral, que son las células que están infectadas por el VIH pero permanecen en estado latente, por lo que el sistema inmunitario por sí solo no puede detectarlas y destruirlas. Actualmente, el reservorio se considera el principal obstáculo en la búsqueda de una cura contra el VIH.

En los dos individuos estudiados por Badiola se ha observado una reducción del reservorio hasta niveles aparentemente indetectables. Esto significa que los científicos no consiguen localizar VIH ni en la sangre ni en los tejidos de los pacientes, lo cual no implica necesariamente que el virus haya sido eliminado completamente. “Hasta que no se suspenda el tratamiento antirretroviral no podremos asegurar que se ha erradicado el virus, ya que al hacerlo podría reaparecer la replicación viral de VIH latente en los reservorios” -explica Badiola-. Pero desde luego es un buen indicador del potencial beneficio del trasplante”