Descárgate la nueva App de Sierra Nevada

Canales ha desembalsado ya más agua que el consumo de Granada en un año

Ciudadanía - J. M. M. - Domingo, 10 de Junio de 2018
El embalse lleva 20 días a más del 100% de su capacidad y ha aliviado más de 12 hectómetros cúbicos, casi lo que le cabe al pantano de Quéntar.
La espectacular cascada de agua del aliviadero del embalse de Canales.
andarines
La espectacular cascada de agua del aliviadero del embalse de Canales.

El embalse de Canales lleva 20 días a más del 100% de su capacidad y desembalsando agua por su aliviadero. Ver el pantano lleno hasta los topes y soltando agua por el vertedero hidráulico ubicado en la parte superior del dique se ha convertido en un espectáculo que muchas personas no se han querido perder en las últimas semanas, especialmente a través de la carretera entre Pinos Genil y Güéjar Sierra, a través de la cual se puede acceder al pasillo superior del dique, observar cómo el agua llega hasta casi el borde de la presa y ver correr el agua que va desembalsando. 

El pantano tiene una capacidad de 70 hectómetros cúbicos y llegó a su tope el 22 de mayo. Desde ese día supera el 100% y alivia agua a razón de una media de 7,4 metros cúbicos por segundo. Algo que no sucedía desde 2010. Según los datos consultados en el Sistema Automático de Información Hidrológica (SAIH) de la Cuenca del Guadalquivir, entre el 22 de mayo y el 9 de junio ha desembalsado 12,1 millones de metros cúbicos de agua, es decir, 12.000 millones de litros. 

Para hacerse una idea de lo que supone ese volumen de agua que le ha 'sobrado' al embalse, esos 12 hectómetros cúbicos de agua son cerca de la capacidad máxima del pantano de Quéntar (13 hm3) y equivalente, por ejemplo, al consumo doméstico de toda la ciudad de Granada durante más de un año (cada persona gasta al día una media de 132 litros de agua, según el INE). Por usar otra comparación, ha soltado agua como para llenar cerca de 5.000 piscinas olímpicas. 

Dos imágenes que muestran la espectacular caída del agua por el aliviadero del embalse.

A la extraordinaria primavera de lluvias, con 191 litros/m3 en marzo, 33,4 litros en abril y 40,3 en mayo (datos de la Agencia Estatal de Meteorología tomados en el Aeropuerto), se une el enorme deshielo de Sierra Nevada, que sigue aportando mucha agua al pantano. Un deshielo lento porque las temperaturas no están siendo altas y todavía queda mucha nieve en la Sierra que van recogiendo el Genil y sus afluentes y que proporcionan el principal suministro de Granada y su área metropolitana, junto al agua del embalse de Quéntar. 

El agua que sale por el aliviadero va a parar a la represa del río Genil en Pinos Genil, uno de los puntos de abastecimiento para la capital y su área metropolitana (el otro usa agua de Quéntar a través del río Aguas Blancas), y el resto continúa río Genil abajo. 

Vistas del aliviadero, cuya agua cae al final en la espectacular cascada. En la imagen anterior se ve a personas en el pasillo superior del dique, observando el nivel del embalse y la caída del agua y el desembalse.

En esta imagen se aprecia a la derecha el nivel del agua, que llega hasta el límite del dique, y a la izquierda la cascada del agua que va aliviando el embalse. Ese agua llega hasta la presa del río Genil en Pinos Genil.

Vista del embalse, completamente lleno. Fotos: Andarines