Piropos poéticos
los trabajarores temen la desaparición de la Escuela

Carmen Castilla (UGT-A) exige a la Junta una apuesta clara por la Escuela Andaluza de Salud Pública (EASP)

E+I+D+i - IndeGranada - Miércoles, 16 de Noviembre de 2022
El personal de la EASP denuncia los "sistemáticos incumplimientos" del convenio" y temen que trate de integrar la Escuela en otros organsimos.
Representantes de la UGT y del comité dempresa, a las puertas del organismo.
Prensa UGT
Representantes de la UGT y del comité dempresa, a las puertas del organismo.
La secretaria general de UGT Andalucía, Carmen Castilla, y el secretario General de UGT Servicios Públicos Andalucía, Antonio Tirado, han encabezado hoy una asamblea de trabajadores en la Escuela Andaluza de Salud Pública, en la que los profesionales han denunciado los "sistemáticos incumplimientos" de Convenio y la "falta de contratación, sin que se estén aplicando los mínimos criterios de reposición, por lo que la Escuela ha perdido ya más de un centenar de puestos de trabajo, ya que de 150 puestos de reposición, sólo se han contratado 12. 

Los trabajadores temen que la Junta trate de integrar la Escuela en otros organismos públicos, lo que la haría perder el reconocimiento de la Organización Mundial de la Salud como centro colaborador internacional de formación e investigación de profesionales de la Salud, informa UGT en un comunicado.

UGT Andalucía había pedido un encuentro con la dirección de la Escuela, aprovechando la convocatoria de asamblea, lo que ha sido denegada por “razones de agenda”. Igualmente habían solicitado la posibilidad de que los medios de comunicación pudieran entrar para atenderlos dentro, pero también lo ha rechazado la dirección de la Escuela

UGT Andalucía había pedido un encuentro con la dirección de la Escuela, aprovechando la convocatoria de asamblea, lo que ha sido denegada por “razones de agenda”. Igualmente habían solicitado la posibilidad de que los medios de comunicación pudieran entrar para atenderlos dentro, pero también lo ha rechazado la dirección de la Escuela, por lo que tanto Carmen Castilla, como Antonio Tirado y el presidente del Comité de Empresa, Pablo Sánchez, han tenido que atender a la prensa en la calle, a las puertas del edificio, bajo la lluvia. 

Castilla ha criticado la forma que tiene el presidente Juan Manuel Moreno Bonilla de entender el Diálogo Social, cuando trata a la dirección de un sindicato mayoritario, como UGT Andalucía, de esta manera, cuando intenta defender los derechos de la plantilla de un centro público de prestigio, como es la Escuela de Salud Pública: “me parece irónico que le haya puesto el nombre de Diálogo Social al apellido de una de las consejerías, cuando trata así a los agentes sociales”.

La líder ugetista ha recordado que ayer conocimos el dato del IPC, y el andaluz está en el 7,7% de subida de precios, cuatro décimas por encima de la media española, por lo que: “no es de recibo que los profesionales, más que cualificados, de la Escuela Andaluza de Salud no puedan acceder a carrera profesional, a cursos de formación, y además no se les aplique correctamente los complementos salariales”. Dice Castilla que: ”ha sido una asamblea inversa, en la que hemos venido a escuchar a los trabajadores y trabajadoras, para transmitirle directamente al presidente de la Junta cuáles son las reivindicaciones de unos grandes profesionales que hacen una labor callada, pero que incide mucho en la salud de los andaluces y en general de los españoles”.  

Un momento de la reunión con los trabajadores y trabajadoras de la EASP. Prensa UGT

 “La están dejando morir, la han desconectado para que se muera sola, cuando estamos hablando de una institución de prestigio, no sólo a nivel autonómico, sino nacional e internacional, debemos denunciarlo y lo hacemos para que los ciudadanos lo sepan, y les pedimos que se manifiesten para el mantenimiento de este organismo, en condiciones adecuadas”

El secretario General de UGT Servicios Públicos Andalucía, relaciona el "maltrato" a los trabajadores de la EASP, con las deficiencias que tiene, en general, la atención primaria en Andalucía, y niega, como ha dicho la Consejera, que la atención sanitaria haya mejorado: “Voy a referirme a lo que los ciudadanos sufren cada día en sus propias carnes, llaman al centro de salud y no cogen el teléfono; si pides cita telefónica tampoco te la dan; y eso de tres días nada, tres semanas o veinte días”. Tirado también ha señalado los problemas de la Escuela: “La están dejando morir, la han desconectado para que se muera sola, cuando estamos hablando de una institución de prestigio, no sólo a nivel autonómico, sino nacional e internacional, debemos denunciarlo y lo hacemos para que los ciudadanos lo sepan, y les pedimos que se manifiesten para el mantenimiento de este organismo, en condiciones adecuadas”.

El presidente del Comité de Empresa, Pablo Sánchez, delegado de UGT, ha denunciado el incumplimiento sistemático del Convenio Colectivo, "obligando a los trabajadores a acudir, permanentemente a los juzgados, para exigir demandas de cantidad, y derechos laborales recogidos en el Convenio". Igualmente pide "una estructura directiva que tome decisiones políticas ya que, la Escuela carece de una dirección académica, por lo que son los propios profesionales los que tienen que decidir actuaciones que no son de su competencia, lo que les ocasiona múltiples problemas de estrés y está causando enfermedades y accidentes laborales". 

La misión de la EASP en el ámbito de la investigación es la de generar y gestionar el conocimiento científico en el campo de la Epidemiología, la Salud Pública y la Gestión de los Servicios Sanitarios y Sociales, así como cooperar en la identificación y evaluación de los factores que determinan la salud y la calidad de vida de la ciudadanía, para contribuir a mejorar la salud y el bienestar de la población andaluza. Hoy cuenta con 900 trabajadores. Es centro colaborador de la Organización Mundial de la Salud (OMS), y forma parte de las asociaciones internacionales más prestigiosas de salud pública como EHMA, ASPHER y ALAESP, y mantiene convenios con prestigiosas universidades como Harvard.

En los dos últimos años, ha conseguido el reconocimiento de profesionales e instituciones por su rapidez de respuesta ante las demandas de formación frente a la pandemia por Covid19, y la magistral adaptación de los mecanismos de trabajo y formación al estado de alarma, las limitaciones de movilidad y el incremento de la presión asistencial que han sufrido los profesionales sanitarios.

Más de 300.000 profesionales se han formado a través de más de 7.100 cursos que se han impartido desde que se creara esta Institución, en 1985.

La EASP, ubicada en Granada desde su inicio, trabaja para dar respuesta a las necesidades del Sistema Sanitario Público Andaluz, y de los servicios regionales de otras comunidades autónomas, el Ministerio de Sanidad de España y de otros países de Latinoamérica, Caribe, Norte de África, Sudeste Asiático y Emiratos Árabes. Su labor ha sido fundamental durante la pandemia.

El Consejo Económico y Social de la Universidad de Granada y el Consejo de Administración de la propia EASP han sido parte de las instituciones que han querido hacer explicita esa felicitación y reconocimiento al trabajo realizado.

La Escuela desarrolla actividades de investigación en el ámbito de la salud y los servicios sociales que abarcan el diseño de nuevos métodos, la elaboración y diseño de nuevos proyectos, la publicación de artículos científicos y la divulgación científica, como componentes fundamentales para el abordaje de los retos de la sociedad andaluza. Su objetivo es generar nuevos conocimientos que contribuyan a resolver los problemas de salud, mejorar la eficacia y eficiencia de los servicios sanitarios y sociales y promover la salud de la población, respondiendo al objeto social recogido su misión.

Actualmente la EASP tiene más de una veintena de proyectos de investigación activos, de convocatorias competitivas público privadas nacionales y europeas. La EASP ha tenido también un papel muy activo en el proceso de constitución, desarrollo y acreditación del Instituto de Investigación Biosanitaria de Granada, y participa en los órganos de dirección, y en la Plataforma de Biobanco y Registro de Enfermedades.

La estancia en Granada, también ha servido a Carmen Castilla para lanzar un mensaje a una empresa emblemática de la provincia como Lactalis Puleva, en plena negociación de Convenio Colectivo. La responsable sindical ha pedido a la dirección de Lactalis flexibilidad y comprensión de las reivindicaciones de la plantilla, ante el momento de crisis inflacionista que estamos viviendo. Castilla advierte de que, si sigue la cerrazón en las negociaciones, por parte de la patronal, habrá movilizaciones antes que tarde, en una empresa en la que UGT tiene la mayoría de la representación sindical y en la que, hasta ahora, había existido buen entendimiento.