Seamos ejemplares
Homenaje a los profesionales del hospital de referencia de Granada y al de todos los hospitales y centros de salud

24 horas en el Hospital Virgen de las Nieves: en las entrañas de la lucha contra la pandemia

Ciudadanía - Juan I. Pérez - Domingo, 10 de Mayo de 2020
Te ofrecemos un reportaje inédito, con magníficas imágenes, que resume el excepcional trabajo en la lucha contra la pandemia de los profesionales del hospital de referencia de Granada, como homenaje a todas y todos ellos, sea cual sea su labor, que queremos hacer extensible al personal que trabaja en todos los centros hospitalarios o centros de salud. Gracias por vuestro esfuerzo y dedicación. Para leer y compartir.
María del Mar, intensivista, traslada a un familiar el estado de un paciente ingresado en la UCI.
Prensa HVN
María del Mar, intensivista, traslada a un familiar el estado de un paciente ingresado en la UCI.
Nos adentramos en el Hospital Universitario Virgen de las Nieves, el hospital de referencia de Andalucía Oriental, para seguir de cerca el trabajo de sus áreas, unidades y servicios, de los profesionales sanitarios, pero también la de otros trabajadores del complejo hospitalario, también imprescindibles, en la lucha contra el Covid-19, la mayor amenaza a la que se ha enfrentado la sanidad contemporánea.

Granada fue de las últimas provincias andaluzas en registrar casos, pero con el transcurso de los días, ha sido con diferencia la más golpeada por el coronavirus, lo que ha puesto a prueba la capacidad del sistema sanitario público.El Virgen de las Nieves ha sido ejemplo de ello.

Este reportaje, inédito en la prensa española y estructurado por horas, pretende servir de homenaje a todo el personal de los distintos departamentos, áreas, unidades y servicios, y diferentes colectivos -médicos, Enfermería, celadores, pero también telefonistas, limpiadoras, cocinas, lavandería, mantenimiento, seguridad...- del Virgen de las Nieves, por su entrega, dedicación y profesionalidad, y al de todos los hospitales y Atención Primaria, en una dura batalla, que aún continúa.
  • 8.00 horas

Antes del inicio de la dura jornada laboral, el equipo directivo, liderado por la gerente, María Ángeles García Rescalvo, ya está en marcha a pleno rendimiento: analizan datos de frecuentación, diseñan actuaciones, resuelven incidencias y toman decisiones, como la distribución de pacientes por plantas o si es necesario reforzar la plantilla en algunas áreas. La seguridad y medidas de protección de los profesionales es otra de las líneas claves en la gestión durante esta emergencia sanitaria.

El edificio de gobierno está en calma, lo que un día cualquiera sería pleno bullicio, sobre todo, a horas punta, con algarabía, lentitud de tráfico de ascensores, y saludos constantes, pero desde el inicio de la pandemia, impera el silencio. Este espacio está dedicado principalmente a tareas de administración, y como medida de responsabilidad, cerca de 600 profesionales, -de una plantilla compuesta por 5.800 personas-, se han acogido al teletrabajo, dado que sus funciones lo permiten, para cumplir con una de las indicaciones del Ministerio de Sanidad, desde que se decretó el estado de alarma.

  • 9.00 horas

En las primeras horas de la mañana se celebran todo tipo de reuniones. Breves, pero imprescindibles. Muchas por videoconferencia, pero otras inevitablemente presenciales. El comité Covid está coordinado por el director médico, Sebastián Manzanares, y se creó de forma inmediata para dar respuestas ágiles a situaciones complejas, jamás vividas antes en el sistema sanitario contemporáneo.

Hoy son medio centenar de jefes de servicio y facultativos los que asisten a esta sesión presencial para compartir información 

Se reúne en el salón de actos. Hoy son medio centenar de jefes de servicio y facultativos los que asisten a esta sesión presencial para compartir información sobre la guardia del día anterior, incidencias y avances. A mediodía volverán a conectar para compartir novedades en un grupo de whatsapp que permite que todos estén interconectados.

La sesión matinal está presidida por una pancarta con un arcoíris que con todo el cariño han confeccionado Laura, Elena y Alicia, hijas de un directivo, para que mientras debaten sobre cuestiones de organización, distribución de plantas o idoneidad de equipos de protección no olviden que la ciudadanía les homenajea continuamente por su esfuerzo y entrega: “Gracias por cuidarnos, ya queda menos”, dice la pancarta.

  • 10.00 horas

El despacho de la directora de Medicina Preventiva, Amelia Fernández Sierra, se ha convertido durante esta crisis en centro neurálgico. Su misión: la vigilancia de la salud de los trabajadores, con el análisis de medidas de protección colectivas e individuales, y la declaración de casos, -confirmados o sospechosos, ingresos en UCI , fallecimientos o altas hospitalarias-, a la red de alerta sanitaria del sistema epidemiológico de la Consejería de Salud y Familias.

Amelia Fernández Sierra está ahora pegada al teléfono, ante un listado de profesionales a los que se les ha realizado la prueba de serología, que mide los anticuerpos ante este virus. Se pone en contacto con uno de los 2.000 trabajadores a los que ya se le ha extraído esta muestra, que comenzó a realizarse el pasado 14 de abril. Ha salido dudosa y puede ser un falso positivo, por lo que hay que asegurarlo con la realización de otro test que confirmará si está contagiado o no, la PCR, una prueba que mide la carga viral y que ya se le ha practicado también a más de 2.000 profesionales, desde el pasado 15 de marzo.

El equipo de Medicina Preventiva y Salud Pública se congratula, con un aplauso en esta reunión, de trabajar conjuntamente con las técnicas de Prevención de Riesgos Laborales.
  • 11.00 horas

A esta hora ya están en pleno apogeo las consultas de especialidades, pero ahora no hay el bullicio habitual en las salas de espera, puesto que, desde el decreto de alarma, estas se hacen de forma telefónica, excepto aquellas urgentes, que no se pueden demorar o que precisan inevitablemente la presencia del paciente.

En la sala de espera, aguarda su turno Jacinto, un paciente afectado por Párkinson, que ha acudido al centro para ajustar su medicación

Pasamos por una de las consultas ubicadas en el Hospital de Neurotraumatología y Rehabilitación, en concreto, por la de trastornos del movimiento, en la que al igual que en el resto de especialidades en la jornada de hoy, los médicos ejercen la teleconsulta. En la sala de espera, aguarda su turno Jacinto, un paciente afectado por Párkinson, que ha acudido al centro para ajustar su medicación.

Alicia se afana en limpiar interruptores y mobiliario. Siempre tiene una sonrisa, y controla e higieniza su área de acción, una zona de accesos internos en la que se realizan pruebas diagnósticas a pacientes con patologías digestivas

De vuelta ya al Hospital General, tomamos el pulso también a las consultas de Hematología, donde la facultativa Francisca Hernández revisa el listado de pacientes a los que llamar.

  • 12.00 horas

La cinta de emplatado ya está en marcha. Los profesionales de cocina no han tenido que cambiar su indumentaria para adaptarse a las normas de prevención, ya que están acostumbrados a trabajar con las máximas medidas de seguridad e higiene. También con los alimentos que procesan. Saben trabajar en equipo y está todo perfectamente engranado para que lleguen los menús a los pacientes hospitalizados; hoy toman paella, aguja plancha con guarnición de ensalada y fruta. Los pacientes Covid no tienen restricción alguna por la infección, excepto aquel que tenga dieta especial por otra patología como, por ejemplo, la diabetes o celiaquía.
 
  • 13.00 horas

Nos interesamos por colectivos vulnerables como los pacientes oncológicos, a los que se recomienda estar en casa, pero, ¿y aquellos que necesitan tratamientos como quimioterapia? En el Virgen de las Nieves se han seguido ofreciendo todas las terapias no demorables y oncológicas, siempre con las mayores medidas de seguridad para pacientes y profesionales.

Este Hospital de Día Oncohematológico está ubicado en la primera planta del Edificio de Gobierno con amplias ventanas al exterior que aportan una agradable luz natural a los amplios espacios que permiten que los sillones tengan la distancia de seguridad adecuadas. Desde el pasado 15 de marzo, se han ha realizado más de 3.000 sesiones de quimioterapia para pacientes de oncología y hematología.

Enfermería recibe a Amparo, necesita tratamiento, y nunca se ha sentido insegura ni con miedo, tiene a sus enfermeras de referencia, que además de la atención en la sala facilitan a los pacientes un teléfono para resolver dudas o incidencias los siete días de la semana de 8.00 a 20.00 horas -dado que este números de teléfonos es un móvil, si algún lector o lectora necesita atención, llamar a este fijo 958145592, de lunes a viernes, de 8.00 a 15.00 horas y le facilitarán los contactos que precisen, tanto del oncólogo, como de la supervisora de enfermería o psiconcóloga-.

  • 14.00 horas

Pasamos por la puerta del Hospital Materno Infantil y nos encontramos con Sergio, un patinador profesional que pertenece a una asociación -Patinadores Solidarios- que, de forma altruista, se ha ofrecido a llevar la medicación a pacientes oncológicos a sus domicilios.  La Unidad de Farmacia Hospitalaria ha repartido, por este sistema y por mensajería convencional, los tratamientos farmacológicos a más de 2.000 pacientes que los han recibido en sus casas, evitando así desplazamientos.

  • 15.00 horas

Cambio de turno de las y los profesionales de Enfermería.  En el Virgen de las Nieves están activas en este momento tres plantas Covid. En el pico más alto de la pandemia, se han llegado a ocupar en casi su totalidad el Hospital General. En este complicado puzzle de abrir y cerrar alas hospitalarias, Enfermería ha sido fundamental en la organización y en la gestión de los espacios. Y, además de sus funciones, ha sido clave en la atención a estos pacientes que sufren la soledad al no poder estar acompañados por ningún familiar.

Esta crisis ha unido a todas las especialidades en un objetivo común: erradicar este virus. Al tratarse de una infección que afecta principalmente al pulmón, los equipos de Medicina Interna, Neumología e Infecciosos, han trabajado codo a codo durante estas semanas.
  • 16.00 horas

En el Hospital Materno Infantil se siente la vida. En la cuarta planta solo se escucha el llanto de recién nacidos. Desde que se decretó el estado de alarma, en este hospital han nacido cerca de 400 bebés, un 6 por ciento de ellos, prematuros o con patologías graves que ha requerido ingreso en la unidad de Neonatal.

Saben que es por el bien de sus pequeños, pueden esperar, pronto estarán en casa

La epidemia ha trastocado de golpe muchos de los proyectos de humanización que se llevan a cabo en esta área tan sensible, uno de los principales perjudicados han sido los abuelos, que tenían su momento, La hora del abuelo, que les permitía acceder a las salas a ver a sus nietos. La restricción de visitas también ha reducido el acompañamiento a solo un progenitor, de entre toda la familia. Pero saben que es por el bien de sus pequeños, pueden esperar, pronto estarán en casa.

Pero antes del milagro de la vida, el área de Obstetricia ha acompañado a las gestantes, con un trabajo intenso, durante el embarazo. Las consultas de bienestar fetal han funcionado con normalidad, ya que las revisiones de los bebés no se pueden demorar. Las matronas han reinventado la actividad asistencial con consultas telefónicas en urgencias para resolver las dudas de las gestantes y evitar una visita presencial, y disminuir el riesgo de contagio. Hasta el momento se han atendido más de 600 llamadas telefónicas.

  • 17.00 horas

Los pequeños hospitalizados por cirugías urgentes o en el área de Oncología Pediátrica se recuperan ajenos a la situación que se vive en el exterior. Pediatras y enfermeras los atienden, cuidan y miman para que su estancia sea llevadera. Tienen islas de juguetes con las que suplir las continuas y divertidas actividades que organizan con cariño las numerosas asociaciones que colaboran con el hospital, suspendidas por la pandemia. Pero siguen colaborando, ahora, con donaciones, como las que ha hecho AÚPA de mascarillas para los más pequeños.

  • 18.00 horas

Pasamos a zona industrial. En la lavandería ha entrado un nuevo elemento, las bolsas rojas. En ellas, ropa que ha estado en contacto con la infección. El Covid-19 ha alterado, como todo, el trabajo de estos profesionales. En pocos días se pasó de lavar un 6 por ciento de ropa considerada como infectocontagiosa a un 60 por ciento, de una media de 7.000 kilos diarios.

También ha aumentado el lavado de uniformes, puesto que, por seguridad, no se usan los desechables, y también por la frecuencia con la que los profesionales asistenciales se cambian de indumentaria

Ha aumentado el lavado de uniformes, puesto que, por seguridad, no se usan los desechables, y también por la frecuencia con la que los profesionales asistenciales se cambian de indumentaria.

Juan de Dios Amate, responsable de este engranaje, está en primera línea y orgulloso de su equipo al que elogia: “Tanto el personal de la zona de sucio, que se ha tenido que enfrentar a la manipulación de ropa usada por pacientes contagiados, como el personal de la zona de limpio y lencería de los hospitales, desarrolla su labor, con el miedo que todos tenemos a este virus desconocido, pero con una gran profesionalidad, como esta situación requiere”.

De esta lavandería provincial sale otra tanda de textil limpio. Los celadores-conductores  se encargan del transporte para distribuirla a los hospitales de la capital, por la mañana ya la han llevado al Hospital Clínico San Cecilio, ubicado en el PTS, y al de Neurotraumatología y Rehabilitación. Ahora se dirigen al Materno Infantil y al General, donde se encontrarán con otros compañeros celadores con los que se saludan, pero eso sí, con distanciamiento social.
  • 19.00 horas

Las tareas de mantenimiento son imprescindibles para que el hospital afronte este complicado momento: fontaneros, mecánicos, electricistas, carpinteros, ingenieros industriales... sin ellos, esta lucha no sería posible.

  • 20.00 horas

Es la hora en la que la ciudadanía desde sus ventanas y balcones agradece la labor de los profesionales sanitarios con una merecida salva de aplausos, que quedará para la historia. Desde el interior del hospital, el personal devuelve los aplausos, como en la imagen del Materno, a los bomberos.

  • 21.00 horas

Como en el resto de hospitales, la actividad quirúrgica durante la pandemia se ha limitado solo a intervenciones urgentes y oncológicas. Pero puede coincidir que un paciente esté infectado y tenga que ser operado de urgencia. Desde el principio, se crearon dos circuitos quirúrgicos independientes para el tratamiento de pacientes; uno para aquellos con Covid positivo, y otro para aquellos pacientes sin contagio. 

Para los casos positivos, se han asignado dos quirófanos específicos en cada uno de los hospitales, General, Materno Infantil, y Neurotraumatología y Rehabilitación.

El recién operado es uno de los cinco que se han intervenido en estos quirófanos Covid-19, uno de ellos en Neurotraumatología y Rehabilitación

No son frecuentes, pero en el bloque Quirúrgico, a esta hora, está concluyendo una intervención de apendicitis a un paciente positivo en coronavirus. Cirujanos generales y anestesiólogos hacen su trabajo de forma impecable. Todo está saliendo bien. En breve lo trasladarán al área de Reanimación, donde hay un box aislado para estos pacientes. Desde ahí, subirá en un ascensor exclusivo hacia una de las plantas de hospitalización aisladas.

El recién operado es uno de los cinco que se han intervenido en estos quirófanos Covid-19, uno de ellos en Neurotraumatología y Rehabilitación. 

  • 22.00 horas

Seguridad ha visto transformada su actividad. Las visitas están restringidas por lo que apenas hay afluencia al hospital. Su misión fundamental ahora es informar a las personas que acuden al centro sanitario de estas nuevas normas y asegurar que se cumplen. Son el primer filtro de entrada, que solo se permite en casos  justificados de accesos a consultas o pruebas diagnósticas urgentes.
 
En la imagen se observa cómo se están cambiando espacios para adaptarse a las nuevas recomendaciones. En  las sillas aparece un punto verde y dos rojos. En el verde nos podremos sentar y en los rojos no, así se mantendrá la distancia de seguridad, y los profesionales de seguridad estarán pendientes para que se cumpla.
 
  • 23.00 horas

En la planta baja del Hospital General conocemos la labor silenciosa, pero trascendental, de las telefonistas. Durante esta emergencia sanitaria, además de informar, han tenido que acompañar y tranquilizar a familiares, tarea que ha requerido mucha empatía y templanza.

Recuerdan cómo el 16 de marzo, llegaron a tener más de cien llamadas en espera, familiares que querían saber dónde estaba su ser querido, cómo se encontraban, si podían visitarlo… Han demostrado, como siempre, mucha entereza y profesionalidad. También imprescindibles.

  • 00.00 horas

Urgencias, puerta de entrada al hospital. Desde el inicio de la crisis se establecieron dos circuitos totalmente diferenciados: uno para pacientes con síntomas respiratorios, que podrían estar contagiados por coronavirus, y otro, para el resto de patologías. A esta hora, están relativamente tranquilas, si comparamos la asistencia con cualquier otra noche anterior a la pandemia.

“No podemos permitirnos estar agotadas. Seguimos entregadas a esta lucha contra esta epidemia”.

Fátima, Rosa, Silvia, Celia, Sara, Amparo, Ana Lucía, profesionales sanitarias de Urgencias, lo tienen todo controlado. El Covid-19 transformó de golpe toda la organización de este servicio. Este equipo, altamente feminizado, se ha tenido que ir adaptando a una situación desconocida, cambiante cada día, con equipos de protección durante eternas jornadas, atendiendo a enfermos solos, con incertidumbres. Pero afirman con rotundidad: “No podemos permitirnos estar agotadas. Seguimos entregadas a esta lucha contra esta epidemia”.

Por pantallas y megafonía llaman a un paciente para pasar a consulta. Todas a sus puestos.

  • 01.00 horas

En la Unidad de Cuidados Intensivos se ha llegado a atender a más de medio centenar de pacientes graves por coronavirus durante semanas seguidas. Estos profesionales están acostumbrados a trabajar en situación límite, pero ninguna así de arrasadora. Hay que estar hecho de otra madera para afrontar esta “enfermedad solitaria”. Los equipos médicos y de Enfermería han estado siempre junto al paciente que, nunca ha estado solo en el final de la vida, en los tristes casos en los que la enfermedad ha asestado con toda la crueldad. Ahora, que afortunadamente hay menos ingresos, se permite que un familiar, con con equipo de protección individual, pueda despedirse de su ser querido, si llega el caso.

En la UCI también mantienen informados a las familias por vía telefónica. Incluso, en los casos en que se daban las condiciones adecuadas, con videollamadas a través de 'tablets'

En la UCI también mantienen informados a las familias por vía telefónica. Incluso, en los casos en que se daban las condiciones adecuadas, con videollamadas a través de tablets para poder verse las caras, estar más cerca. Un ejemplo imborrable la de los equipos de esta unidad, que dirige José Miguel Pérez Villares.

  • 2.00 horas

A esta hora de la madrugada, concluye el último turno de hemodiálisis en la unidad de Nefrología. Hay asistencia sanitaria más allá del Covid-19. Hay otros enfermos, otras personas que necesitan tratamientos para seguir con su vida, como Rafael, que sale de su sesión con ánimo. Sabe que es un paciente vulnerable, de riesgo, por su problema de insuficiencia renal y edad avanzada, pero no tiene miedo, se siente seguro con todas las medidas preventivas que se han tomado para evitar contagios. Uso de mascarillas, higiene de manos, distanciamiento, y toma constante de temperatura. Todo está en orden.

  • 3.00 horas

Nos detenemos en un servicio de soporte que es clave en esta batalla. El laboratorio de Microbiología está a pleno rendimiento las 24 horas del día, continuamente analizando muestras para determinar casos positivos de esta infección, o bien, casos de inmunidad a la misma. Cuando estalló la alarma, rápidamente se designó como laboratorio de referencia para toda Andalucía Oriental. El motivo está claro, este equipo lleva trabajando en proyectos punteros desde hace décadas y es referente para el estudio de la gripe desde 2009.

Diariamente se realizan más de 300 PCR, 300 serologías y más de 100 test rápidos.

Mercedes Pérez, microbióloga, ultima informes para proyectos de investigación de gran impacto, nacionales e internacionales, uno de ellos es el estudio de seroprevalencia que ha puesto en marcha el Ministerio de Sanidad, además de otro multicéntrico para estudiar la eficacia de una vacuna que erradique este virus. Deseamos que sea fructífero, para el bien de todas y todos.

  • 4.00 horas

En el recorrido nocturno proseguimos por el Hospital de Neurotraumatología y Rehabilitación, donde desde el inicio de la alarma sanitaria, se modificaron estructuras y organización para acoger pacientes en caso de desbordamiento. Por suerte no ha sido necesario, pero este centro habilitó un espacio para pacientes con patologías propias de la cartera de servicios de este hospital, como Alzhéimer, ictus, fracturas o traumatismos craneales, que además están infectados por Covid.

Como en todo el complejo hospitalario, en este centro hay un estricto y riguroso control de accesos.

  • 5.00 horas

Se han adaptado espacios y circuitos funcionales, aislando en una planta a estos pacientes de trauma, con Covid-19, creando equipos de trabajo multidisciplinares, tanto médicos de distintas áreas, como enfermeras, auxiliares y celadores.

Como en el resto de centros, se ha potenciado aún más si cabe, la humanización de la asistencia, dando un trato cálido, cercano, informando de la evolución a familiares a diario y sin perder el vínculo del paciente con la familia mediante videoconferencias.

  • 6.00 horas

Como en todos los hospitales del país, las visitas a Urgencias se han reducido notablemente, en un principio por miedo al contagio, y con las medidas de confinamiento, por la reducción drástica de accidentes, pero poco a poco, van aumentando. Estos profesionales recuerdan que ante un problema grave, se acuda, hay circuitos diferenciados y seguros.

  • 7.00 horas

Ante la tragedia, soledad, incertidumbre, la vida se abre paso.

Pero allí, junto al epicentro de los estragos que está causando el Covid-19, en los paritorios del Materno Infantil pequeños pulmones empiezan a trabajar por primera vez

La quietud de la ciudad fantasmal, aunque cada vez menos, contrasta con la frenética actividad del Virgen de las Nieves, como te hemos mostrado. Con la pandemia, se ha rediseñado con la lógica de las guerras, para atender a los pacientes aquejados de coronavirus. Los sanitarios se afanan, principalmente, para que los enfermos respiren por sí mismos. Pero allí, junto al epicentro de los estragos que está causando el Covid-19, en los paritorios del Materno Infantil pequeños pulmones empiezan a trabajar por primera vez. Se insuflan de aire y exhalan con fuerza para llorar.

Es una nueva vida, pese a todo, como la que recoge esta excepcional imagen de Carlos Javier Moreno García, matrón del centro, que ha cedido para este reportaje.

Todo el personal sanitario del Materno Infantil, desde matronas al médico, el anestesista y las enfermeras, deambulan por los paritorios provistos con mascarillas, gafas, guantes y trajes protectores que contrastan con la casi desnudez de la madre y la total del recién nacido, recibidos como en una nave espacial por astronautas, pero con toda la humanidad, atención y esmero.

Las madres dan besos a sus niños a través de la mascarilla. No hay abuelos ni hermanos esperando la llegada del bebé en una sala cercana. 

Las madres dan besos a sus niños a través de la mascarilla. No hay abuelos ni hermanos esperando la llegada del bebé en una sala cercana. La pareja y el recién nacido quedan lo más aislados posible.

El virus ha cambiado muchas cosas, pero no lo esencial:

La esperanza que es esa radiante luz que deslumbra toda la estancia y que desprende entre lloros un pequeño ser que ha nacido.

 

En la obtención de información para este reportaje se han seguido escrupulosamente todas las medidas de seguridad e higiénicas de Prevención de Riesgos Laborales. En las áreas prohibidas para el tránsito de personal no autorizado no se ha entrado.

Expresamos el agradecimiento de El Independiente de Granada a la Unidad de Comunicación del Hospital Universitario Virgen de las Nieves, y a su responsable, Raquel Durán, por su decisiva colaboración, sin la cual no hubiera sido posible ofrecer este reportaje. Pedimos disculpas si en nuestra labor hemos olvidado algún servicio o colectivo, lo que trataremos de reparar.