Ven al Parque de las Ciencias
Además de la distancia, mascarillas y geles, plantea un coordinador Covid en cada centro y perímetros de acceso seguros

La Junta mantendrá la ratio el próximo curso y optará por facilitar desdobles en aulas con más de 20 alumnos y docentes de apoyo

Política - IndeGranada - Martes, 30 de Junio de 2020
El consejero de Educación y Deporte cifra en casi 6.000 las contrataciones de docentes, entre la escuela pública y la concertada, para tareas de apoyo.
Javier Imbroda, este martes.
Junta de Andalucía
Javier Imbroda, este martes.

El plan para la vuelta a las aulas el próximo curso diseñado por la Junta de Andalucía descarta definitamente la bajada de las ratios, que se mantendrán como estaba planificado, y opta por facilitar desdobles en aquellas unidades que tengan más de 20 alumnos. 

El consejero de Educación y Deporte, Javier Imbroda, ha llevado al Consejo de Gobierno el plan elaborado por su departamento, que prevé, según ha asegurado, 6.000 contrataciones de docentes que desarrollarán tareas de apoyo en las aulas que se desdoblen en el conjunto de Andalucía.

Los desdobles se irán decidiendo a lo largo del curso, no significa que de entrada se vayan a ejecutar. Igualmente el tipo de espacios que serán necesarios. Todo ello, según Imbroda, queda a organización de los centros. "Les estamos dando estos recursos para que hagan sus proyectos", ha dicho Imbroda.

El consejero sólo ha detallado que en la red pública se incorporarán 4.014 docentes -1.864 en Infantil y Primaria y 2.150 en Secundaria-, y en la concertada 970. Siempre refiriéndose a las contrataciones de apoyo.

En lo que respecta a la plantilla del profesorado, el incremento neto de profesorado para el próximo curso será de 450 docentes. 

Imbroda ha indicado que además de los docentes de apoyo, se incorporarán 152 PTIS y 1.600 trabajadores de limpieza.

Respecto a las medidas de seguridad de cara al próximo curso, entre las novedades Imbroda se ha referido a la creación de un coordinador Covid en cada centro, y ha detallado un decálogo de medidas, entre las que ha citado un perímetro de acceso seguro a los centros para lo que espera contar con la colaboración de los ayuntamientos:

El decálogo de medidas de seguridad planteado por la Junta es el siguiente:

1.- Higiene preventiva con el uso de geles hidroalcohólicos.

2.- Uso de mascarillas y distancia de seguridad.

3.- Limitación de contactos, con la creación de grupos de "convivencia escolar" en los que se podrá prescindir de mascarilla.

4.- Protocolos de acceso y salida a los centros, punto en el que se ha dirigido a las familias pidiéndoles evitar aglomeraciones.

5.- Limpieza de los centros.

6.- Ventilación periódica de los colegios.

7.- Los servicios complementarios se mantendrán.

8.- Perímetro de seguridad en el acceso a los centros. Invita a los ayuntamientos para que según sus realidades y posibilidades lo generen.

9.- Gestión de residuos.

10.- Detección y gestión de casos sospechosos, gestionado por el equipo directivo y el coordinador Covid

Son, ha insistido Imbroda, "medidas abiertas" con las que ha garantizado una "presencialidad segura" en la vuelta a las aulas. El plan está dotado con 600 millones, se ajusta a ese decálogo de medidas sanitarias dictadas por la Consejería de Salud y pilota sobre siete ejes basados en la digitalización de los centros, el refuerzo curricular y del personal o la formación del profesorado, según informa Europa Press.

Todo esto se traducirá en unas instrucciones.

150.000 dispositivos electrónicos

En cuanto a los recursos tecnológicos, la Consejería pondrá a disposición de los centros públicos un total de 150.000 dispositivos electrónicos. A éstos hay que sumar los dispositivos de la colaboración entre la Consejería, el Ministerio de Educación y Formación Profesional y 'Red.es' destinados también a los centros y al alumnado más vulnerable. Además, se ampliará la conectividad de fibra al 100% de los centros andaluces y se mejorarán las infraestructuras de redes. Esto supondrá una inversión conjunta de más de 140 millones de euros.

Los dispositivos tecnológicos disponibles en los centros podrán ser utilizados durante la práctica docente ordinaria y, en caso de la suspensión de la actividad lectiva presencial, podrán ser puestos a disposición del profesorado y del alumnado, de acuerdo a lo que establezca el proyecto educativo del centro. Igualmente, el próximo curso continuarán las acciones de formación para desarrollar la competencia digital del profesorado.

Sobre el refuerzo escolar, Imbroda ha indicado que se va a poner en marcha una Estrategia integral de refuerzo pedagógico que comenzará este mes de julio con el Programa de refuerzo estival, con la participación de casi 7.500 alumnos, cerca de 1.500 docentes y en más de 200 centros. Asimismo, la Consejería tiene previsto adelantar a septiembre el Programa de refuerzo, orientación y apoyo (PROA), que se desarrolla en horario extraescolar durante tres días a la semana y continuará con planes individualizados destinados al alumnado que se haya desconectado durante la pandemia.

Según ha precisado el consejero, tienen conocimiento de que, de una población de alumnos de unos 1,8 millones, hasta 90.000 se han desconectado durante la pandemia del sistema educativo por diversos motivos, haciéndolo 30.000 de ellos por cuestión de la brecha digital.

Por otro lado, facilitará material higiénico-sanitario a los centros públicos, concertados y a las escuelas infantiles y centros adheridos al programa de Ayuda a las familias para la escolarización en el primer ciclo de Infantil. Con este plan también se reforzará la Formación Profesional para mejorar la empleabilidad con la creación de 204 nuevas unidades de FP, 175 de grado medio y superior y 29 de FP Básica.

Imbroda ha considerado que la pandemia ha puesto sobre la mesa que "vamos hacia un nuevo modelo educativo", tal y como lo ha demostrado el crecimiento que han experimentado la digitalización del proceso de escolarización o la recogida de los boletines vía telemática. "Hay determinados procesos y trámites que nada tienen que ver ya con el mundo que conocimos antes de la pandemia, el mundo ha cambiado y el sistema educativo tiene por delante una oportunidad histórica a la que sumarnos para estar a la vanguardia y no volver atrás".

Entre otros, se ha referido al uso de los medios digitales por parte de los alumnos o la capacidad de adaptación de trabajo de nuestros docentes, cuyas buenas prácticas "extenderemos para todo el sistema educativo" y entendiendo que uno de los desafíos de este nuevo modelo educativo, que ha animado a construir entre todos, "es incorporar esa transformación digital al proceso de enseñanzas" y que sea "una herramienta habitual, no excepcional".

Por su parte, a preguntas de los periodistas, el consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, ha dicho que, en caso de un positivo en colegios, "el protocolo es exactamente igual, se actúa en consecuencia, a los convivientes del niño, a los familiares, se les hace el PCR, la trazabilidad. El mismo protocolo que para un adulto que nos encontramos en una fábrica".