Sanidad Pública de Andalucía, en las mejores manos

El SAS aún no ha informado a los opositores de 2016 si obtuvieron o no plaza, denuncian los sindicatos

E+I+D+i - IndeGranada - Domingo, 20 de Mayo de 2018
SATSE, USAE y SMA se concentran este lunes ante la Delegación Provincial para denunciar esta situación.

Los sindicatos SATSE, USAE Y SMA  recalcan que se está causando "un grave daño económico, moral, y físico" a los opositores que, en muchos casos, habiendo superado prueba de concurso oposición, están a la espera de obtener plaza fija como personal del Servicio Andaluz de Salud siendo obligados a volver a inscribirse y estudiar para nuevas convocatorias.

En este sentido, según recuerdan los Sindicatos de Enfermería, Sindicato Médico y Sindicato  de Auxiliares, las oposiciones 2013-2015 del SAS se convocaron de manera unificada en 2015 contando con un total de 151.378 opositores inscritos de todas las categorías, 33.918 de ellos de Enfermería. Las pruebas selectivas se celebraron en los primeros meses del año 2016 siendo superadas por un total de 43.072 opositores de todas las categorías, a los que durante el pasado año se les requirió la documentación acreditativa para la fase de concurso pero que, a día de hoy más de tres años después, siguen sin conocer si han obtenido o no una plaza.

Son numerosas las fechas que ha dado la Administración sanitaria para culminar este proceso que se han ido "incumpliendo de forma sistemática". De hecho, la propia consejera de Salud, Marina Álvarez, en comparecencia parlamentaria, situó su finalización entre diciembre 2017 y marzo de 2018, fecha que posteriormente el SAS retrasó al mes de abril de 2018 y que ahora sitúa para el presente mes de mayo "sin ninguna justificación", según indican.

Esta demora afecta de manera importante sobre los opositores que cursan dicha Oferta de Empleo Público, ya que muchos de ellos se han visto obligados a inscribirse en la convocatoria de 2016, que en el caso de Enfermería celebrará su examen el próximo 9 de junio, con un total de 40.104 aspirantes inscritos.

A juicio de los sindicatos profesionales, "estos retrasos están en parte motivados por la nefasta gestión en el proceso por parte de los máximos responsables del SAS e incluso de la falta de medios con los que cuentan en el servicio de selección de la OPE". A esto se han sumado las actuaciones "improvisadas" como la puesta en marcha de la denominada Ventanilla Electrónica de la persona Candidata (VEC) para la presentación de méritos de forma telemática, "una herramienta cuyo objetivo era facilitar la labor de las comisiones de valoración pero que se puso en marcha sin el pilotaje previo necesario, utilizando como verdaderas cobayas a los opositores del proceso selectivo 2013-2015".

SATSE, SMA Y USAE denuncian que "la demora" de los procesos selectivos en el Servicio Andaluz de Salud, tanto oposiciones como los concursos de Traslados, puede ser "un grave problema que llegue a afectar a la asistencia". Así, los sindicatos apostillan que un servicio sanitario con más de 100.000 trabajadores con una movilidad de personal tan grande y en especial en colectivos cruciales para la asistencia como es la Enfermería, se generan un número elevadísimo de jubilaciones para las que hace falta "una reposición efectiva y ágil de los profesionales, pudiendo colapsar el servicio de salud si siguen generalizando los retrasos en la resolución de los procesos selectivos".

Por eso, concluyen exigiendo al SAS "que tome conciencia, dote de recursos materiales y humanos, así como de tecnología de la información, a los tribunales para que se puedan resolver en un plazo razonable todos los proceso selectivos abiertos como son la OEP 2013-2015, OEP 2016 y las próximas convocatorias de 2017 y estabilización".

Por este mismo asunto CSIF movilizó el pasado viernes a sus delegados del sector de Sanidad . 

A juicio del sindicato, la situación es “insostenible, con un tiempo medio de resolución muy superior a la media nacional y un fracaso de la Administración sanitaria andaluza cuyas consecuencias pagan y bastante caro todos los trabajadores y los miles de opositores que optan a una plaza en Granada”. 

El responsable del sector, Victorino Girela, explica que el motivo de las convocatorias radica en que, “cinco años después de las primeras convocatorias, se siguen sin publicar los listados provisionales ni la petición de destinos. Estos retrasos están provocando protestas por la gran incertidumbre y ansiedad que provocan, dificultando cuando no impidiendo la conciliación familiar y dejando muchísimas personas en un limbo jurídico”. 

Respecto al compromiso de la consejera de Salud, Marina Álvarez, de resolver antes de verano la OPE de 2015, Girela ha mostrado su satisfacción, aunque precisa que “estamos recelosos ante el anuncio, porque estamos acostumbrados a que el SAS incumpla sus propios plazos. De hecho, los primeros exámenes son en junio, por lo que el compromiso de antes de verano ya llega tarde”. 

Por ello, CSIF asegura que seguirá exigiendo en todos los espacios de negociación con el SAS "la agilización de estos procedimientos, el compromiso de mejora, la dotación de los recursos necesarios para la resolución de las futuras convocatorias en menos de dos años desde su convocatoria, así como la depuración de responsabilidades por los continuados retrasos y el perjuicio generado a todos los aspirantes”.