Campaña Cetursa Pasión por la montaña en verano
VARIOPINTO CATÁLOGO DE REGISTROS METÁLICOS

Las tapas de la Gran Vía entran en el libro de los récords

Ciudadanía - Gabriel Pozo Felguera - Domingo, 19 de Noviembre de 2023
No hay calle en España como la Gran Vía de Granada con más tapas, no de las ricas que acompañan una cerveza o un vino, sino de registro de diversas compañías, que afean las aceras de esta arteria. Gabriel Pozo Felguera, con su habitual maestría salpicada, en esta ocasión, de mordaz ironía, recorre esta calle para denunciar el desaguisado. ¿Nos acompañas?
Confluencia Zacatín con Gran Vía: 23 tapas muy próximas.
IndeGranada
Confluencia Zacatín con Gran Vía: 23 tapas muy próximas.
  • Esta calle tan principal de Granada suma nada menos que 1.336 registros en sus 820 metros de longitud, la mayor concentración de España

  • Las originales, de granito como las aceras, se deshacían y fueron sustituidas por hierro; ahora empiezan a llegar las trampillas de cemento

Como lo leen. Ya han estado los editores del Libro Guinness de los Récords tomando fotografías, contándolas y levantando actas notariales. La Gran Vía de Granada es la calle de España con mayor número de tapas por metro cuadrado. No me refiero a las buenas tapas de bares, que también las hay, sino a las metálicas de registro en el suelo. La duda está ahora en si incluir también las muchas que rebasan la línea de fachada y se adentran en las calles laterales, que son otro buen puñado.

El recuento efectuado esta misma semana asciende a 1.336 tapas de registro sumando ambas aceras de la Gran Vía. Eso significa que salen a 1,629 tapas por cada uno de los 820 metros lineales que tiene esta calle entre su arranque en Reyes Católicos y el Triunfo

El recuento efectuado esta misma semana asciende a 1.336 tapas de registro sumando ambas aceras de la Gran Vía. Eso significa que salen a 1,629 tapas por cada uno de los 820 metros lineales que tiene esta calle entre su arranque en Reyes Católicos y el Triunfo. El desglose que figura en el acta para el Libro Guinness de los Récords especifica que hay unas cuantas más en la acera de los pares (692) que en las de los impares (644). Aunque el número exacto está cambiando a diario por el continuo añadido y/o reposición de tapas de la cuadrilla de albañiles que no se aleja mucho del lugar. Mientras se levantaba acta, se consignó que tres de las tapas del modelo 60x30 en piedra estaban siendo sustituidas por modelos similares, pero en este caso en cemento. Es decir, el número varía de un mes a otro. No entran en el cómputo el centenar largo de parrillas de alcorques que protegen los árboles.

En el caso de calles principales del estilo de la Gran Vía, no existe ninguna otra avenida en España que acumule tantos registros en tan pocos metros

¿Son muchas o pocas? En el caso de calles principales del estilo de la Gran Vía, no existe ninguna otra avenida en España que acumule tantos registros en tan pocos metros. Por ejemplo, en la Gran Vía de Madrid apenas existen tapas de registro en el suelo debido a que hay construidas galerías de servicio bajo ellas por las que se canalizan todas las conducciones. En Granada se desaconsejó abrir estas alcantarillas grandes o galerías por el temor a que apareciesen restos arqueológicos y Cultura les paralizase el proyecto. No obstante, fuera de estas avenidas principales sí son abundantes los registros metálicos. Pero son las calles de Granada las que también en este aspecto se encuentran a la cabeza de la cosecha nacional de tapas de registro.

La Fundición Fábregas, catalana, está haciendo el agosto con la venta de todo tipo de tapas a Granada. Tan sólo este elevado número de trampillas que hay en la Gran Vía de Granada vienen a suponer algo más de 8.000 kilos de hierro fundido sembrados por las dos aceras. (Algún día habrá que calcular los miles de toneladas de hierro que hay repartidos por todas las tapas en las calles de la ciudad).

El récord de este récord lo tiene la fachada de la casa número 16 (edificio La Caixa), con nada menos que 51 tapas a su lado; le sigue la intersección con Zacatín (23 tapas) y 17 frente a la fachada del edificio número 37

No existen prácticamente ni cinco metros seguidos de acera en los que no haya una tapa metálica. Pero sin duda son las intersecciones con las calles laterales las que presentan mayores concentraciones. También son de mérito algunas acumulaciones puntuales: el récord de este récord lo tiene la fachada de la casa número 16 (edificio La Caixa), con nada menos que 51 tapas a su lado; le sigue la intersección con Zacatín (23 tapas) y 17 frente a la fachada del edificio número 37. Se dan también concentraciones de varias tapas: frente a la cristalera del edificio 28 (Cadena COPE) hay 17 tapas casi juntas. Se puede recorrer toda la Gran Vía jugando a la rayuela, saltando de tapa en tapa sin pisar piedra.

En origen no hubo tantas

La cosecha de hierro fundido en el suelo no siempre fue tan abundante. Ha ido creciendo desde que se hizo la obra en 2006. Sus diseñadores pretendieron que las aceras estuviesen uniformes, de manera que las tapas de registro eran, en su mayoría, del mismo granito, aunque encajadas en marcos metálicos. En los dieciséis años transcurridos desde entonces se han ido desmoronando las losetas originales como consecuencia de los vehículos que las han pisado, o por simple deformación. De aquellas tapas de granito ya van quedando pocas. La reposición y sustitución por arquetas metálicas ha sido continua hasta ahora. Últimamente han decidido que ya no se reponen tapas metálicas; ahora ha llegado el turno a las tapas de cemento con dos asas, mucho más horribles que las metálicas, pero más mimetizadas con el pavimento original.

Especialmente significativo y amplio es el muestrario de la compañía de aguas y saneamiento (Emasagra), que ofrece hasta diez modelos distintos para esconder llaves de paso o desagües. Hay algún caso a la puerta de un edificio donde se concentran en un metro cuadrado hasta cuatro tapas de otras tantas tomas de agua, cada una de un modelo diferente

El catálogo de tapas de la Gran Vía es muy heterogéneo. No hay compañía de servicio que no tenga instalada la suya. Pero especialmente significativo y amplio es el muestrario de la compañía de aguas y saneamiento (Emasagra), que ofrece hasta diez modelos distintos para esconder llaves de paso o desagües. Hay algún caso a la puerta de un edificio donde se concentran en un metro cuadrado hasta cuatro tapas de otras tantas tomas de agua, cada una de un modelo diferente. También hay algunas tapas que no tienen razón de ser, pues debajo no hay cable ni tubería alguno.

CATÁLOGO

El completo muestrario de tapas repartidas a lo largo de los 820 metros de Gran Vía recoge treinta y un modelos, tanto en metal fundido como en cemento. Por supuesto, sin contar las originales hechas con losas de granito enmarcadas en ángulos metálicos y que se rompen con mucha facilidad. La mayoría son del modelo alargado 60x30, que conforman grupos de hasta doce elementos. La mayoría son alargadas, pero también las hay cuadradas y redondas. Sólo faltan modelos triangulares, romboidales y hexagonales. En cuanto a tamaños y empresas, las hay para todos los gustos. Las que más abundan son de Telefónica y Emasagra. La mayoría son modernas, de tiempos recientes, pero hay una pequeñita de agua que es una verdadera reliquia de principios del siglo XX; está situada en la fachada de la Subdelegación del Gobierno.

No hay ninguna con origen de fabricación en Granada ni Andalucía

La inmensa mayoría llevan la marca de función Fábregas, de Igualada. No hay ninguna con origen de fabricación en Granada ni Andalucía.

En las siguientes fotos se ofrece una muestra representativa.

La mayor concentración. Frente a la fachada del número 16 y confluencia con calle Cárcel se puede ver un muestrario de 51 tapas, de todos los tamaños, especialidades y empresas.

14 en la puerta de la casa número 11, eso sí, casi todas son del mismo modelo.

Puerta del edificio número 28, con dieciocho tapas de 60X30 en el espacio de una habitación.

Esquina de Gran Vía con Mercado de San Agustín.

Esquina del antiguo Banco de España con Valentín Berrecheguren.

Cuatro de la misma empresa, Emasagra, pero de distinto tamaño, bajo el cajero del Banco Santander, número 1 de Gran Vía.

En esta se podría esconder una escalera al inframundo.

De Gas Natural que no da gas al edificio.

De cemento alargada.

 

De cemento cuadrada (30X30) y de cemento mediana (35X45).

Toma de agua moderna junto a toma de agua del año de Maricastaña (todavía no existía Emasagra).

 

Boquita de riego y llave de paso de gas.

Redonda de Telefónica (antigua) y redonda de desagües.

Ejemplos de dos registros en piedra original, completamente rajados, pendientes de ser sustituido por una docena de tapas de hierro o de cemento.

La cuadrilla de operarios anda cerca: piedra partida, tapa sustituida por otra de hierro (en este caso de cemento).

Las bandas de latón que señalan las calles laterales empiezan a faltar. Alguien ha tropezado y se la ha llevado a su casa. La de la foto siguiente y su tapa han sido repuestas hace poco; curiosa combinación de granito, tapas de cemento, tapas de hierro fundido y latón dorado.

Las rejillas-sumidero y los alcorques no se contabilizan para el libro Guinness.

Y aquí la placa con los padres de la criatura.

Algunos otros reportajes y análisis de Gabriel Pozo Felguera sobre urbanismo en Granada: