Loading
Se le acusa de los delitos contra la libertad e indemnidad sexual

Un detenido en Granada por forzar a una menor a que le enviara fotos y vídeos de contenido sexual

Ciudadanía - E.P. - Jueves, 10 de Agosto de 2017
La Guardia Civil de Ciudad ha detenido a un hombre de 37 años residente en Granada como presunto autor de un delito 'grooming', a través de las redes sociales, por forzar a una menor de Ciudad Real a que le enviara fotos y vídeos de contenido sexual.
GUardia Civil
La investigación la inició la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil de Ciudad Real, a raíz de la denuncia de la madre de una chica menor de edad.
 
La víctima relató que hace aproximadamente unos meses había recibido una petición de amistad a través de varias conocidas redes sociales, con una persona desconocida, la cual le manifestó tener 14 años de edad, comenzando así una amistad virtual, la cual pasó a convertirse en continuas proposiciones dónde el ahora detenido, solicitaba el envío de vídeos y fotografías de carácter sexual.
 
El 'grooming' incluye una serie de conductas y acciones deliberadamente emprendidas por un adulto con el objetivo de ganarse la amistad de un o una menor de edad, creando una conexión emocional con el mismo, con el fin de disminuir las inhibiciones del infante y poder abusar sexualmente de él o ella.
Posteriormente, la víctima se dio cuenta de que esta persona no tenía la apariencia de una persona de 14 años, sino que se trataba de un hombre mayor de edad. Con esta y otras mentiras, el detenido conseguía que la menor accediera al envío de este tipo de archivos con contenido sexual.
 
Los investigadores, que ante la gravedad de los hechos denunciados pensaron que se podría tratar de una captación o utilización mediante engaño de una menor de edad con fines pornográficos, así como desconociendo si ese material era para uso privado o por el contrario se pudiera estar exhibiendo o distribuyendo en redes sociales, realizaron un estudio minucioso del caso, recabando pruebas y contrastando informaciones, por si pudieran existir otras víctimas.
 
Una vez obtenidos todos los indicios incriminatorios y analizados todo los mensajes intercambiados, los investigadores llegaron a la conclusión de que se trataba de una sola persona quien había creado perfiles falsos con varios 'nicks'. Estos 'nicks' son palabras que nos identifican en Internet y que pueden o no estar relacionados con nuestra identidad real para así engañar a sus víctimas. Este hombre, A.M.R.J., de 37 años, tenía su residencia fijada en la localidad de Granada, donde fue detenido.
 
Según ha informado en nota de prensa la Guardia Civil de Ciudad Real, se le acusa de los delitos contra la libertad e indemnidad sexual.