Campaña Cetursa Pasión por la montaña en verano
Fomento enfría la conexión ferroviaria por Moreda, por lo que Granada seguirá aislada por tren

El AVE conectará a Granada en un año, pero se pospone la variante de Loja y el soterramiento

Política - María Andrade - Jueves, 13 de Octubre de 2016
Las obras del AVE a Granada, que se reanudan hoy tras llegar el Ministerio de Fomento a una cuerdo con la empresa adjudicataria, estarán concluidas en el verano próximo y entrarán en servicio en otoño de 2017. Ese es el compromiso del ministro de Fomento en funciones, Rafael Catalá, quien sin embargo pospuso para "una segunda fase o posterior" el soterramiento de la Alta Velocidad a la llegada a la capital granadina, así como la variante de Loja, por lo que la Alta Velocidad llegará con dos años de retraso y por una vía del siglo XIX a su paso por la ciudad lojeña.
El ministro Rafael Catalá cruza las vías del tren en Granada.
M.A.
El ministro Rafael Catalá cruza las vías del tren en Granada.
Tras reunirse en la Subdelegación del Gobierno con la representación municipal y el presidente de la Diputación, y representantes del empresariado, el ministro reiteró a los periodistas el “compromiso” del Gobierno con esta infraestructura que extendió también al “financiero”. A este respecto, señaló que el AVE a Granada está presupuestado en 1.600 millones, de los que ya se han invertido 1.200 millones, lo que supone, el 90 por ciento del trazado.
 

El ministro explica las novedades ferroviarias. IndeGranada

“No hay ninguna limitación económica”, dijo el ministro que excusó el largo retraso en la finalización de la infraestructura en las “dificultades técnicas”, entre las que citó la antigüedad de los proyectos que había que actualizarlos, los estudios medioambientales o permisos “que se complican o dilatan la ejecución de las obras”.
 

Reunión celebrada este jueves. IndeGranada

El alcalde de Granada, el socialista Francisco Cuenca, señaló que la respuesta de Fomento es un “triunfo” de Granada, después de las movilizaciones, y agregó que no olvidarán seguir exigiendo el soterramiento del AVE a la entrada a Granada.
Rafael Catalá anunció un acuerdo con la empresa adjudicataria de las obras, Dragados ACS, a la que agradeció la “capacidad de negociación” que ha permitido, subrayó, que desde este jueves se reanuden las obras en Loja y en todo el trazado.
 


A las puertas de la Subdelegación, una representación de la Marea Amarilla recibió a las autoridades con una pancarta en la que se leía, Ave soterrado y Ahora.
De esta forma, y según aludió a los “técnicos”, la obra civil que conectará a Granada con la Alta Velocidad estará terminada en verano próximo para que después de la formación de maquinistas y el periodo de pruebas necesario, entre en servicio en otoño de 2017.
 
Granada estará conectada con Madrid en tres horas con el AVE, en Sevilla, en algo menos de dos horas y con Barcelona en 6 horas y cuarto.
Para que durante este año, “no se genere un mal servicio ferroviario”, anunció que la conexión a Madrid en el combinado que por autobús traslada a los pasajeros a Antequera y desde allí en AVE a la capital de España, se acortará para situarse en torno a las 3 horas y 45 minutos. Además, a partir del 1 de noviembre, Renfe establecerá un precio de 30 euros, de los 50 actuales, mientras que a Barcelona costará 40 euros. Además, aumentarán a cinco las frecuencias diarias.
 
El AVE llegará en un año, pero no soterrado y sin variante en Loja, por lo que la Alta Velocidad llegará con dos años de retraso y por una vía del siglo XIX a su paso por la ciudad lojeña.

Comisión técnica

También se creará una comisión técnica -una de las demandas de la Mesa del ferrocarril- para supervisar las obras del  AVE y abordar la recuperación inmediata de las conexiones por Moreda, que se debe estudiar, el futuro soterramiento y la variente de Loja.



El PP arropa al ministro. El ministro, que compatibiliza en funciones las responsabilidades de Fomento con las de Justicia, fue recibido a las puertas de la Subdelegación del Gobierno poco antes de las 10.15 horas por una amplia representación del PP, encabezada por el presidente regional, Juan Manuel Moreno Bonilla; el presidente provincial, Sebastián Pérez,  y la portavoz municipal del PP en el Ayuntamiento de Granada, Rocío Díaz. También, el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz. Más tarde se incorporó el senador Luis González y luego acudieron también los diputados Carlos Rojas, Concha de Santa Ana y Santiago Pérez. Pero a la reunión no fue invitada la Junta de Andalucía. En este sentido, la secretaria general del PSOE de Granada, Teresa Jiménez, tildó de "sectaria" la visita al excluir a representantes socialistas y sí contar con populares.

Sin embargo, el ministro de Fomento enfrió la opción de Moreda, al señalar, citando estudios técnicos, que la duración del trayecto no lo haría competitivo al situarse en cinco horas y media.

Sobre el soteramiento y la integración, dijo que había un debate ciudadano y, tras destacar que era un aspecto más urbanístico que de política ferroviaria, dijo que se abordará en "etapas sucesivas y cuando las circuntancias lo aconsejen", despues de recordar que el dinero "no viene del cielo y sale del esfuerzo de los contribuyentes" y referirse, incluso, a que había un estudio de una nueva estación que costaba más de 700 millones, -la del arquitecto Rafael Moneo-, que se descartó por su elevado coste.

En la comisión estará representada la "sociedad gradina" pero, según aclaró Catalá, "no tendrá carcáter asambleario", sin concretar sus componentes y en clara alusión a las mareas que sí forman parte de la Mesa del Ferrocarril. 

El ministro cerró su estancia con una breve visita a las obras de la Alta Velocidad a la entrada a Granada.

Información relacionada: